lunes, 13 de febrero de 2012

"Die Frau hinter der Maske" Cap 11





Miley abrió tanto los ojos ante esas prendas, que podrían habérsele desbordado de las órbitas.  Ante los gestos de impaciencia de su hermana, no le quedó más que poner manos a la obra y desvestirse. Se pondría esa ropa para el infarto, aunque más no fuera, para demostrarle a Demi que era imposible que su cuerpo entrara en algo tan estrecho. Las braguitas eran pequeñas y se perdían en cierta parte de su anatomía, pero a diferencia de lo que ella hubiese creído, se sentían confortables, tal como si no llevara nada puesto, y le gustó la sensación de saberse casi desnuda.  Más animada, deslizó las medias traslúcidas por sus piernas, y se sorprendió sintiendo su piel suave y de lo más sensible. 
Subió primero una media y luego la otra, con tanta delicadeza cómo le era posible para evitar que se rasgaran. Las ligas quedaban justo a la altura de sus muslos y después revelaban una pequeña porción de la satinada piel de sus piernas, las cuales con los zapatos de tacón, ganaron un par de centímetros a la vez que resultaban más estilizadas. 
 Le pareció que el resultado no era tan desastroso después de todo, pero no le fue permitido comprobarlo frente al espejo. Todavía faltaba el detalle final, y porque no, el más importante… El vestido. Demi la ayudó a pasarlo por su cabeza y la tela resbaló sobre su cuerpo como una segunda piel. No llevaba sujetador, el modelo de escote en pico y los generosos pero firmes pechos de Miley lo permitían. 
Demi le acomodó el cabello y entonces sí puso a Miley frente al espejo que le revelaría la obra terminada.
La mujer del reflejo se veía sensual, revelando a través del escote un busto turgente. Toda la piel a la vista lucía luminosa y se adivinaba tersa. Era una tentación para ser acariciada.  Más abajo, una estrecha cintura y una cadera redondeada, eran una invitación a emprender un viaje por aquellas curvas sugerentes. 
 El vestido era un diseño largo, pero cuando ella se movía, la seda rodeaba las formas de sus piernas regalando una pequeña muestra de lo que había allí debajo. Su rostro había sido maquillado con delicadeza, perfeccionando aquellos detalles no tan agraciados y sí, destacando todos sus atributos, cómo los ojos y la boca, dueña de una forma especial. Al usar lentes de contacto, esa belleza natural, no sería estropeada por las gruesas gafas.
 El cabello había sido cortado en capas y sacado de su monotonía castaña con algunas mechas cobrizas mezcladas estratégicamente, que le otorgaban luminosidad y un efecto encantador al ser reflejadas por las luces.
—¡Dime algo!— la instó su hermana.
Miley se había quedado sin palabras. 
¿Cómo era posible que ella fuese la mujer del espejo?, se preguntaba. ¿Cómo jamás se había percatado de que su cuerpo, si bien no era esquelético y le harían falta varias semanas de ayuno para serlo, tenía buenas formas y realmente, no más de dos o tres kilos de más? 
—Yo… Creo que tenías razón— dijo sin saber que más decir.
—¡Pues por supuesto que siempre he tenido razón! Pero tú, mi querida hermanita, siempre te has empeñado en hacer oídos sordos a mis palabras.
—No estoy tan gorda tampoco— agregó sonriendo—. No más de un par de kilos— giró para mirarse de costado—. Y con este vestido se disimula bastante, ¿no?
—¡Estás hermosísima Miley! Cada hombre de esa fiesta quedará embobado al verte. Sólo había un hombre al que Miley Cyrus deseaba fervientemente dejar embobado. El resto no importaban.
—Recuerda tu promesa Miley, a tu regreso quemarás tu vieja ropa— determinó Demi oportunamente.
—¡Sólo si algún hombre demuestra interés en mi!— le recordó.
—¿Y tú lo dudas? ¡Yo iré preparando los fósforos! A no ser que los invitados sólo sean ciegos querida…, me temo que no te quedará más que cumplir con tu palabra. ¡Hoy, la antigua señorita Miley Cyrus ha desaparecido para dar paso a esta Femme fatal!
—¡Señor!, si hasta me siento así, toda una seductora— expresó casi saltando de la alegría. 
 Se sentía una mujer nueva, completamente nueva y capaz de todo. No tenía el cuerpo ni la altura de una modelo, pero le había gustado lo que había visto en el espejo.  Miley Cyrus, a los treinta y un años, sentía que había nacido de nuevo. Su hermana le había devuelto algo que ella había perdido hacía ya mucho tiempo, y eso era la confianza. No sólo le había cambiado la apariencia, ese cambio radical también había modificado su espíritu.
  Miró el reloj despertador que titilaba sobre su mesita de noche. Ya era hora de irse.
—No olvides el antifaz— Demi le alcanzó la máscara de color negro que llevaría sobre el rostro.
—¡Cómo si hiciera falta!— exclamó complacida—. ¡Podría pasearme sin ella y aún nadie se imaginaría que soy la fea secretaria del señor Jonas!
—¿Fea?
—Bueno, la antiguamente, hasta hace dos horas— aclaró— fea secretaria— inspiró profundamente—. ¡Ya no! Nunca más. 
 —Te llevaré en mi auto hasta el hotel. Si quieres, después me telefoneas y voy a recogerte.
—De acuerdo, pero no me esperes despierta, es muy probable que me tome un taxi para no importunarte.
 Las dos mujeres ya habían salido del departamento para dirigirse al estacionamiento en dónde el sencillo coche de Demi estaba aparcado.
—Miley, no sería ninguna molestia—dijo su hermana continuando con la conversación en la que se habían enfrascado.
—Gracias Demi.
—No tienes que darme las gracias por querer ir a recogerte— indicó.
—No es sólo por eso— respondió conmovida—. Gracias por todo, por todo esto— se señaló ella misma.
—Tampoco tienes que agradecerme por eso— le tomó la mano con fuerza—. ¡Hace tiempo que quería hacerlo!— le sonrió cómplice antes de quitar la alarma al auto. 
 Minutos después estaban de camino al baile de máscaras.


4 comentarios:

  1. aaaww me encantooo!!!!!!!!!subi el otro porfis

    ResponderEliminar
  2. woow me encanto esta increible
    ya quiero ver el siguiente que esta interesante
    que pasara en la fiesta mm quien sabe
    te quedo estupendo me fascino muy lindo
    espero el siguiente pronto que esta interesante (:
    un besito cuidate :D

    ResponderEliminar
  3. Waaaaaaaaaaaaaaaaaaa!!!!!! Me ENCANTO !!!! Te juro muy buenos ambos capitulo ya quiero saber que va a pasar luego, me dejaste con la duda de lo que va a pasar y te juro que necesito saber que pasará si no me va a dar un paro cardíaco !!!!!
    Cuídate, besos. Bye c:

    ResponderEliminar
  4. Me encantooooooooooooooooo♥
    ya qiero leer mas

    ResponderEliminar

SI TE GUSTO MI CAPI ME DEJAS UN LINDO COMENTARIO!!! GRACIAS... BESITOS♥♥ VUELVE PRONTITO!!!♥